El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, anunció este jueves que visitará Cuba el 21 y 22 de marzo acompañado de su esposa, Michelle. “Viajaré a Cuba para promover nuestros esfuerzos y avances para mejorar la vida de los cubanos”, dijo el mandatario por Twitter. Poco después, la Casa Blanca confirmó el viaje, que continuará después hasta Argentina, donde permanecerá el 23 y 24 de marzo.

“El mandatario estadounidense será bienvenido por el Gobierno de Cuba y su pueblo, con la hospitalidad que la caracteriza”, señaló en un tuit la directora general para EE.UU. de la Cancillería cubana, Josefina Vidal, que comparece hoy ante los medios para pronunciarse sobre la visita de Obama a Cuba el próximo marzo.

La visita tendrá lugar 15 meses después del histórico anuncio que Obama y el presidente de Cuba, Raúl Castro, realizaron el 17 de diciembre de 2014 sobre el restablecimiento de las relaciones diplomáticas entre ambos países, tras más de cincuenta años de enemistad.

Cuba y Estados Unidos restablecieron formalmente sus lazos diplomáticos y reabrieron sus embajadas en Washington y en La Habana el 20 de julio de 2015 para iniciar a continuación el camino hacia la normalización total de sus relaciones, un proceso donde los principales escollos siguen siendo el embargo hacia la isla y la situación de los derechos humanos en el país caribeño.

Anuncios