Etiquetas

, , ,

imagen

Es un grupo heterogéneo proveniente de Europa, Asia, Africa y América Latina que en diversas lenguas hablan sobre el empeño que promueven sus economías emergentes. Jefes de estado del grupo BRICS (Brasil, Rusia, India, China y Sudáfrica) acordaron en Fortaleza la creación de un Nuevo Banco de Desarrollo (NBD) para financiar proyectos en los países miembros y de un Acuerdo Contingente de Reserva (ACR), para socorrer necesidades. Tras esa reunión han expandido sus intercambios e inician en Brasilia un encuentro con sus homólogos de los países de la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur).

Esos nexos están creando expectativas porque responden a una estrategia geopolítica, económica y social de casi la mitad de la población mundial y un cuarto del producto bruto global. El nuevo banco operará con plazos y tasas adecuadas para hacer viables proyectos esenciales como grandes obras de infraestructura, que son las que marcan la diferencia entre el desarrollo y el subdesarrollo.

En este contexto el presidente de China, Xi Jinping, se reunirá con los líderes de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (CELAC). El mandatario ha declarado  que la cooperación en lo económico-comercial constituye un importante pilar de las relaciones entre China y América Latina y el Caribe. En los últimos años, el volumen comercial entre ambas partes ha experimentado un constante ascenso, llegando en 2013 a la cifra récord de 261 mil 600 millones de dólares. China ya es el segundo socio comercial y la tercera fuente de inversiones para la región.

Sobre la ayuda que los integrantes de los BRICS están en disposición de aportar más allá del grupo, la presidenta de Brasil Dilma Rousseff ha subrayado “nuestra mirada hacia los países en desarrollo será una mirada muy generosa”.

Por su parte el presidente ruso, Vladimir Putin, en su actual gira por la región, ha manifestado el interés de su país en una América Latina unida, fuerte, económicamente sostenible y políticamente independiente. También considera que “América Latina es una fuente riquísima de recursos naturales, como el petróleo y la bauxita, el agua dulce y los alimentos. Las naciones del área poseen una experiencia muy interesante al crear modelos de desarrollo democrático y de crecimiento económico con un importante componente social”.

Tras el reciente mundial de futbol Brasil sigue siendo objeto de atención. En su territorio transcurre una cumbre con voluntad de cooperación entre iguales que puede marcar el paso de otro orden internacional ajeno a un posicionamiento hegemónico.

Anuncios