Ballet+espanol+de+cuba+_Emigrantes

La gran mayoría de los oradores durante el Examen Periódico Universal (EPU) de Cuba reconoció la garantía y protección de los derechos humanos en ese país, a pesar de los daños ocasionados por el bloqueo estadounidense.

Representantes de países de América Latina, África y Asia saludaron y felicitaron en el Consejo de Derechos Humanos los esfuerzos desplegados por Cuba para brindar protección a todas las personas, sin ningún tipo de distinción, informa PL.

Somos testigos del compromiso en ese hermano país para garantizar el bienestar y la seguridad de todos sus habitantes, a pesar de la agresión constante de Estados Unidos, aseguró el delegado de Nicaragua.

“Cuba también enfrenta los mismos desafíos existentes en un país en desarrollo y esos desafíos son agravados por un bloqueo económico incompatible con la promoción y protección de los derechos humanos”, precisó la representante de Brasil.

Su gobierno, agregó, destaca y reconoce las medidas implementadas en la nación caribeña para combatir la discriminación por razones de orientación sexual e identidad de género y la existencia de un marco legal de promoción y protección de los derechos de las mujeres.

En el diálogo interactivo Venezuela recomendó a Cuba mantener el combate frontal contra los negativos efectos del bloqueo norteamericano, así como promover en los foros internacionales el derecho a la autodeterminación de los pueblos.

Perú destacó el elevado Indice de Desarrollo Humano logrado en la mayor de las Antillas, mientras Panamá saludó el trabajo para proteger a mujeres y niños, así como el cumplimiento anticipado de varias de las metas de desarrollo del milenio de la ONU.

La activa solidaridad brindada por el país examinado a los países en vías de desarrollo, como la cooperación en materia de salud y educación, centró las participaciones de muchos de los oradores.

Más de 130 delegaciones se inscribieron para tomar la palabra durante el EPU de Cuba y el denominador común de la mayoría de las intervenciones fue instarla a mantener el rumbo actual.

A pesar del amplio reconocimiento internacional, algunas representaciones como la de Estados Unidos mantuvieron sus históricos ataques contra el sistema político y social cubano.

Según DPA, la representante norteamericana, Eileen Donahoe, acusó a Cuba de poner en marcha “una amplia y compleja web de disposiciones y prácticas constitucionales, reglamentarias y regulatorias” que dificultan el trabajo de “activistas pacíficos defensores de la democracia”.

Al respecto, en sus comentarios finales, el canciller cubano Bruno Rodríguez Parrilla, aseguró que hay “gran diferencia entre defensores de derechos humanos y la acción de los agentes de potencias extranjeras”, reporta EFE.

“Cuba no aceptará nunca un proceso de cambio de régimen y, por tanto, algunas sugerencias que se han hecho en esta sala en ese sentido evidentemente no serán atendidas”, agregó el Canciller.

Respecto a otros pronunciamientos sobre supuestas violaciones de la libertad de expresión de los medios masivos, Rodríguez Parrilla sostuvo que la mayor garantía de Cuba para la liber tad de prensa es que esta es de “propiedad social” y, por lo tanto, no obedece a intereses específicos de la propiedad privada.

En un encuentro posterior con la prensa acreditada, el canciller cubano recordó que la Isla mantiene una fluida, estrecha y sistemática cooperación con todos los mecanismos de Naciones Unidas vinculados con el tema, en relación con sugerencias de los participantes respecto a la posibilidad de que visiten Cuba relatores especiales del Consejo de Derechos Humanos u otros mecanismos de aplicación universal. (SE)

Anuncios