damasblanco2--478x270

Integrantes de las Damas de Blanco denuncian hoy la corrupción interna por el manejo del financiamiento que recibe la organización desde Estados Unidos y otras fuentes precisamente cuando su presidenta, Bertha Soler, y su comitiva reciben en  la sede del Parlamento Europeo, en Bruselas, el premio Sájarov.

El medio digital Cubainformación.TV publica los testimonios de siete miembros y ex miembros del grupo creado en el 2003 en el que exponen   “el desvío de los fondos económicos que reciben del exterior, particularmente de Estados Unidos, así como prácticas dictatoriales”.

Según esas fuentes las marchas de protesta de las Damas de Blanco en Cuba están pagadas. Inicialmente recibían 30 dólares y “fue rebajada abruptamente a 15, sin explicación alguna, tras el nombramiento de Berta Soler como jefa del grupo, en sustitución de la fallecida Laura Pollán”.

Hasta ahora el Parlamento Europeo no se ha pronunciado sobre un asunto que les estalla en plena ceremonia de entrega del premio Sajarov a favor de la libertad de conciencia. Al parecer en el caso de las Damas de Blanco sus manifestaciones están condicionadas por el dinero a cambio de participación. Esas demostraciones consisten en pasear gladiolos rojos por calles habaneras y otras actuaciones que según diversos medios no tienen ningún calado  en la sociedad cubana.

Anuncios